Considerando la ciudad como una realidad compleja, heterogénea y en constante evolución, nuestro papel como arquitectos, diseñando procesos y proyectos que las mejoren, pasa por dialogar con sus habitantes, creando espacios de convivencia, integrando las distintas sensibilidades.
Estos planteamientos nos llevaron a desarrollar un  Taller en el barrio de Sta Mª de Gracia con el objetivo de conocer las historia y la evolución del barrio, pasado, presente y futuro, fomentando la participación de sus habitantes y la cohesión social, tratando de sensibilizar en torno a la identidad común del barrio.
Organizado junto con la Junta de distrito de Sta Mª de Gracia y el Museo de la Ciudad, los talleres se realizaron entre marzo y mayo de 2017.
Santa María de Gracia ensaya un proyecto piloto sobre los retos de los barrios

 

El Taller ” Una historia de Barrio, un Barrio con historia” se desarrolló en 6 sesiones.

1/2. Conocer el barrio, espacios y lugares emblemáticos que lo conforman y conformaron era el objetivo de los dos primeros encuentros. Recopilamos la historia que atesora este céntrico barrio, remontándonos al menos hasta época romana para encontrar el trazado de su límite norte, la Senda de Granada, uno de los caminos más antiguos que recorren la Región de Murcia. Su límite oeste, el antiguo camino de Castilla, actual Av. Miguel de Cervantes se encontraba ya trazado en el siglo XIII, debiendo pasar 7 siglos para que su tercer límite quedara configurado. Tuvo lugar en estos terrenos la decisiva Batalla del Huerto de las Bombas, en 1706, manteniéndose hasta el siglo XX un paisaje de acequias, huertas y alquerías. A comienzos del siglo XX se inaugura el Campo de futbol Torre de la Marquesa en los terrenos donde después se construiría la Cárcel vieja y la Estación de Ferrocarril de Zaraiche.
El trazado de Ronda Norte y la Plaza Circular en 1945 configurarán el último límite del barrio que comenzaría a partir de ese momento su desarrollo. En 1953 comenzaría la construcción de la barriada de Sta Mª de Gracia, viviéndose a partir de 1975 la fase más intensa de su construcción, pasando a configurar un barrio céntrico dentro de la ciudad, foco de atracción por el gran número de equipamientos que acoge.
Trabajamos con los asistentes sobre sus recuerdos del barrio, surgiendo… como la huerta conformaba el paisaje, flores alrededor del Huerto de las bombas, baños en la acequia, comprar lechugas directamente del bancal, montones de escombros por las calles al estar el barrio en construcción, la inauguración de la barriada, llevar ladrillos al sacristán para la construcción de la iglesia, el primer colegio del barrio, las pelotas amarillas que se escapaban de las primeras pistas del club de tenis, recuerdos de cuando el parque Fofó eran huertos…

Realizamos en la segunda sesión un paseo por el barrio, recorriendo su historia a través de las calles y edificaciones que lo han ido conformando. Varias paradas componían la ruta, lugares representativos de la historia del barrio a los que unimos los espacios en los que se habían desarrollado los recuerdos de los vecinos, en la primera sesión a los que quisimos poner imágenes.

3. Viviendo el Barrio. En esta ocasión nos desplazamos al Museo de la Ciudad que realizó una interesante presentación sobre las fiestas y tradiciones del barrio. Descubrimos que el Huerto de las Bombas y la Torre de la Marquesa eran antes de constituirse el barrio, focos de reunión y celebraciones, junto con las Puertas de Castilla y la Senda de Granada. Sin embargo estos lugares de reunión entre huertos y barracas no se han mantenido tras la construcción del barrio, pasando hoy inadvertidos para sus vecinos. Escuchamos “los sonidos de la tradición”, Cencerradas o caceroladas con las que se obsequiaba al viudo al contraer segundas nupcias y los sonidos de la Caracola. Tabernas, Ventorrillos en el camino de Castilla y los alboroques de los entierros formaban también parte de sus tradiciones.
Finalizamos la tarde compartiendo fotografías aportadas por los asistentes de los inicios del barrio, poniendo imagen a la transformación de los terrenos de huerta que lo conformaban a configurar un barrio céntrico.

4/5. Recorriendo el Barrio. Analizamos aquí el Espacio Público. Sus equipamientos, que lo hacen uno de los barrios mejor dotados y sus parques, plazas y jardines. Estudiamos espacios con distintas características para poder comparar diferentes situaciones, algo que en Sta Mª de Gracia resultó muy fácil al disponer de una gran cantidad de espacios libres y zonas verdes. Parque Fofó y Plazas Bohemia, Moncayo, Ramón Gaya, Sta. Marta, Triangular, Toledo, y Sta. Mª de Gracia entre otras…
Evaluamos cada uno de ellos desde un punto de vista técnico, valorándolos en función de sus características, superficie, entorno, circulaciones, condiciones ambientales, materialidad, actividades…, uniendo posteriormente a esta visión técnica la opinión de los vecinos como usuarios de estos espacios. Elegimos finalmente entre todos, reflexionar mas detalladamente sobre la Plaza Moncayo y la Plaza de Pontevedra, dedicando la Sesión 5 a visitar, pensar y proponer como actuar en ellas.

En la Plaza de Pontevedra se propuso planta arboles autóctonos, flores en los parterres, colocar juegos de niños y bancos, surgiendo también la realización de un pequeño concierto acústico con músicos del barrio, una de las tardes del mes de junio para darle mayor visibilidad a esta plaza.
De la visita a la plaza Moncayo nació la idea de recuperar ese aire huertano que tenía el barrio, proponiendo plantar membrilleros como recuerdo de esa huerta que durante tantos años había configurado su paisaje, marcar de alguna forma el trazado de las acequias que por el circulaban, colocar más bancos, mejorar la iluminación, renovar la zona de niños y cambiarla de ubicación para que quede más resguardada, ubicar una zona para bolos huertanos o petanca, plantar más flores para darle más color a la plaza, dar un nombre a esta plaza sin nombre que solo adopta el de la calle contigua, pinturas murales en los entrantes de las edificaciones con la intención de que el arte pueda dignificar unos espacios ahora residuales… se planteó también realizar aquí durante las fiestas del barrio actividades que tuvieran que ver con el habla y la lengua murciana, un recital de poesía o trovos murcianos

6. Conclusiones
A lo largo del taller llegamos a conocer el desarrollo histórico y la evolución del barrio. Como a partir de la huerta existente hasta mitad del siglo XX fueron surgiendo sus calles, plazas, espacios públicos y edificaciones. Este conocimiento nos permitió en este último encuentro debatir sobre el presente y futuro del barrio con las distintas visiones que aportaban los asistentes. Surgió como principal fortaleza y oportunidad del barrio, la gran presencia de plazas, parques, jardines y espacios verdes, evidenciando la posibilidad de conectar el mayor número posible de espacios libres mediante conectores verdes y peatonales, estableciendo una RED VERDE en el interior del barrio que a su vez pudiera conectarse a rutas similares en otros barrios y el conjunto de estos con la huerta y los espacios verdes cercanos a la ciudad. 

 Organización:
– Junta de distrito de Sta Mª de Gracia
– Museo de la Ciudad
– Arquitectura de Barrio: Enrique de Andrés y Coral Marín. Arquitectos
– Isabel Marín Marín. Educadora Social / Master en Trabajo Comunitario

– Paloma de Andrés Rodenas. Estudiante de Arquitectura
– Blanca Andrés Manchado. Trabajadora social

 

 

 

 

 

FacebookTwitter

41total visits,1visits today


Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba
FacebookTwitter